Peligros de las Patentes de Software

Hay profesores e investigadores universitarios que están a favor de las patentes de software, las ven una forma de “proteger” sus ideas y así conseguir financiación para poder seguir desarrollando sus proyectos. Pienso que es la solución incorrecta y peligrosa para solucionar otro problema más general: la escasa financiación de la investigación…
Ricardo Galli

En su artículo "Los 10 peligros de las patentes de software en la universidad", Ricardo Galli plantea el arma de doble filo que resultan ser las patentes de software (de hecho cualquier tipo de patente) y aunque se centra en España la idea general se aplica también a los países en vías de desarrollo, incluyendo por supuesto a los Latino-americanos.

Los diez peligros que plantea son:

  1. Cualquier programa razonablemente complejo infringe patentes de software, es un campo minado.
  2. Las negociaciones o propuestas que involucren transferencia o comercialización de tecnologías informáticas se complicarán considerablemente. Ya no será una negociación bilateral sobre el programa e ideas de una de ellas, sino también un estudio detallado –e infructuoso– de que no se infrinjan ideas anteriores que estén patentadas.
  3. La probabilidad de que una una universidad sea demandada por infringir patentes es mucho mayor que la de una pequeña empresa con recursos más limitados.
  4. Se incrementarán los costes y la burocracia en todos los proyectos que involucren desarrollo de software.
  5. La libertad de los investigadores se verán seriamente afectadas.
  6. Las patentes de software afectarán negativamente al desarrollo normal de la ciencia, sus sistema de publicación y revisión de pares se verá dinamitado.
  7. El sistema de patentes de software complicaría la participación de diferentes colectivos en los proyectos de investigación.
  8. Se creará una discriminación entre los que “tienen acceso” a la información y los que “no tienen acceso”. Es un golpe bajo a la línea de flotación a los fundamentos de la existencia de la universidad publica.
  9. Estaremos en una contradicción muy evidente –sangrante para algunos– entre los objetivos éticos, morales y legales de la universidad. No retribuiremos con mayores ventajas a alumnos y ciudadanos que nos financian –todo lo contrario–, estaremos apoyando medidas que aumentarán la “brecha digital” en la propia sociedad, pequeñas empresas e incluso otros países menos desarrollados. Lo más probable es que a largo plazo la sociedad reaccione negativamente contra su universidad pública.
  10. Estaremos reconociendo que la única forma de investigación de calidad es mediante la restricción de acceso al conocimiento, o sea, la creación de elites. Es el argumento perfecto para aquellos que opinan que la investigación de calidad es imposible en la universidad pública.

Ya sea bajo la "filosofía" del Software Libre o la del software comercial no deja de ser preocupante lo planteado en el artículo –y no sólo para las Universidades sino para cualquier tipo de entidad.

Seguir leyendo: Los 10 peligros de las patentes de software en la universidad.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s